complicated

Es inútil, por más que intento pensar un saludo en positivo, a lo más que llego es a un saludo BI-U-TI-FUL.
Anoche volví a llorar como una Magdalena, pero esta vez la película era de terror. Sin previo aviso para mi, me entero que la falta de rendimiento económico se lleva por delante a CNN+, un proyecto periodístico donde el debate y la conversación de calidad amalgamaba y promovía democracia. Y antes que salten de sus butacas, diré que siento que no exagero, teniendo en cuenta el actual panorama de descomposición progresiva e imparable de la democracia que conocemos.

Me importa un bledo el Grupo Prisa; de hecho me causa un cierto rechazo como todos los grupos de estas especies. Me importa muchísimo el cierre de un medio de comunicación con el enfoque de CNN+, con el agravante de llevarse en el paquete a Iñaki Gabilondo. Como decía Oscar Wilde, esto más que un crimen, es una estupidez.

Acabo de escuchar en la radio que la televisión es un medio de puro entretenimiento en donde no se puede apostar por el pensamiento en horarios primer time. Aaaarrgggg. ¡Maldita dictadura del beneficio!

Escribo y la cabeza me va bicéfala, porque por un lado lamento esta pérdida y por otro se que no es tal si ese equipo periodístico se traslada a la Red. Si cambia el modelo centralizado de distribución de contenido por uno más distribuido. Si cambia un modelo de distribución que no controla por uno en el que si pueda hacerlo. Podríamos sustituir periodistas por agricultores, programas de contenido de calidad para pequeñas audiencias por vinos artesanos, y estamos hablando siempre de lo mismo: el poder del distribuidor.

Muchas veces leo en otros blogs que escriben sólo sobre vino, que cada vez que su autor se sale del tema pide perdón. Yo no lo haré. La pasión por el vino como cada actividad en particular de la vida, se vive en un contexto colectivo, se experimenta dentro de un estado de ánimo común y creo que no le erro si digo que éstos no son buenos tiempos para la lírica.

Este fin de año estaré con gente que quiero mucho celebrando juntos que con un gran esfuerzo y también goce hemos sido capaces de sostener este espacio de conversación y debate entorno a una actividad humana fundamental y a buscarle todas las vueltas posibles para hacerla mejor. Celebraré la insistencia en conversar y debatir y discutir e inclusive no estar de acuerdo. Y seguiré celebrando y promoviendo espacios de convivencia democrática de calidad esté en donde esté y haga lo que haga.

Hace muchos años en mi casa familiar en Uruguay, cuando los tiempos no eran nada buenos para las líricas, los mayores levantaban sus copas y brindaban ¡por las libertades públicas! y los niños lo repetíamos a la vez que lo íbamos comprendiendo con todo nuestro ser.

Este fin de año me toca a mi levantar la copa y brindar ¡por las libertades públicas y algo más de decencia! brindis que pensé que ya era cosa del pasado.
Y brindaré también por las personas que he conocido de una u otra manera y con las que he comenzado a compartir una parte muy importante y linda de mi camino vital.

Salut, salut, salut!
Malena